14 SEMANAS

¡Bienvenida a tu segundo trimestre! Éste es un momento muy importante porque marca el final de un periodo de desarrollo muy delicado para tu bebé. Todas las estructuras básicas de su cuerpito, tanto por dentro como por fuera, ya están formadas, aunque en miniatura. Tu bebé mide desde la cabecita hasta el final de la espalda un poco más de 3,5 pulgadas (9 centímetros). Tiene ahora, más o menos, el tamaño de un limón amarillo.

El cuerpo está creciendo ahora con más rapidez que la cabecita. Ya se puede ver el cuello. Al final de esta semana los brazos se habrán alargado y se verán proporcionados con el resto del cuerpo, aunque las piernitas todavía tendrán que crecer un poco más para verse igual. Si lo vieras de cerca notarías que le está apareciendo por todo el cuerpo un vello muy finito que se llama lanugo. Y como ya tiene los músculos de la cara más desarrollados, hace carotas ¡y puede que hasta se chupe un dedito de vez en cuando!